El equipo de Trabajo se capacitó sobre la Ley Micaela

Se busca enriquecer el enfoque para la prevención de la violencia de género y apuntar a una sociedad más justa.

Se realizó hoy la capacitación en el marco de la Ley Micaela en ámbito bonaerense para los integrantes del gabinete del ministerio de Trabajo de la provincia de Buenos Aires.  

A través de la Ley 15.134, promulgada por el decreto 245, la provincia de Buenos Aires adhirió a la norma nacional. La misma establece la capacitación obligatoria en perspectiva de género y prevención de las violencias contra las mujeres y personas LGTB+, para quienes se desempeñen en la función pública en los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, cualquiera sea su nivel o jerarquía. 

Bajo la modalidad virtual, recibieron el curso de sensibilización en género y violencia de género las máximas autoridades de la cartera laboral. La propuesta de formación está a cargo de la directora de la Unidad de Formación, Investigación y Políticas Culturales, Paula Belloni; y del director de Formación y Capacitación del Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual, Néstor García; junto al soporte brindado por el Instituto Provincial de la Administración Pública (IPAP). Hoy se realizó una introducción a cargo de la especialista Nora Goren y se trabajó en torno a la importancia de la transversalización de la perspectiva de género en el Estado. 

“Junto al Ministerio de las Mujeres estamos en el camino de hacer una sociedad más justa para todas, todos y todes», manifestó la Ministra Mara Ruiz Malec al comienzo de la capacitación. 

Participaron más de cincuenta funcionarios de la cartera laboral, entre quienes se encontraban, el Jefe de Gabinete, Federico Di Giorgio; la subsecretaria de Empleo, Mónica Muscolino; el subsecretario de Relaciones del Trabajo, Leandro Macia; el subsecretario de Inspección del Trabajo, Emiliano Ré; el subsecretario Técnico, Administrativo y Legal, Carlos Ullúa; directores provinciales, directores de línea y asesores. 

“Pudimos incorporar un enfoque para la prevención de la violencia de género e identificar los roles y estereotipos de género que inciden en las prácticas personales, profesionales e institucionales, entre otras cuestiones”, concluyó la ministra. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *